¿ DONDE ESTAN, NO SE VEN, CC.OO. Y U.G.T. ?

bannerhuelgageneralgrande” CUANDO LLEGO A EVERETT LA BARCA

CARGADA DE AGITADORES, DIJO EL SHERIFF

NO SIGAN ADELANTE

Y ADEMAS, ¿ QUIEN DIABLOS ES EL JEFE ?

¿ QUIEN ES EL JEFE ?

Y LOS AGITADORES LE GRITARON:

JEFES NO TENEMOS

JEFES SOMOS TODOS

Y SIGUIERON LLEGANDO “

Obrero desconocido ( Sutcliffe,Nevada. Junio de 1.947)

Ese era el grito unánime de los trabajadores que el pasado 2 de Abril se manifestaron multitudinariamente por las calles de GIJON, convocados por la CORRIENTE SINDICAL DE IZQUIERDAS y otras organizaciones de clase, para luchar CONTRA LA CRISIS Y EL PARO que tan gravemente afecta a nuestro país. Ese era el grito unánime que los trabajadores reclamaban desde Asturias a la hora de enfrentarse a la CRISIS desde una situación laboral de precariedad, que se extiende desde las propias condiciones de trabajo a las condiciones de vida – pobreza relativa y absoluta en algunos casos, dificultades de acceso a la vivienda, bajos salarios -, dentro de una cultura empresarial que, más allá de cualquier pantalla de “liderazgo” o “calidad total” y otras zaranjadas al uso no es más que una cultura de la contratación en precario, de las ETT, de las deslocalizaciones, las subcontratas y el encadenamiento de los contratos basura, una cultura que por mucho que se intente disfrazar en absoluto tiene nada que ver con la innovación, la investigación, el trabajo de calidad, la competitividad a partir de la productividad, y sí mucho con las largas y agotadoras jornadas, los bajos salarios, las ínfimas condiciones en el puesto de trabajo y los desmesurados beneficios empresariales. 

Dicho en el lenguaje de los números para hacer más entendible la precariedad a la que nos referímos, cuando los trabajadores asturianos preguntaban en las calles de GIJON por los escondrijos de CC.OO. y U.G.T., el gobierno de Zapatero acababa de hacer públicas las cifras del paro situándolas en 3.605.402 personas  (en realidad, la barrera psicológica de los CUATRO MILLONES DE PARADOS, que el gobierno rechaza, ya era un hecho en enero de 2009, si tenemos en cuenta las constantes modificaciones realizadas en el sistema de recuento del desempleo, donde varios colectivos excluídos, tales como los partícipes en cursos ofrecidos por el SPEE, trabajadores afectados por los ERE de suspensión o los demandantes de empleo de disponibilidad limitada, ya suponían una cifra adicional de 670.000 parados). Si a esta dramática cifra del paro, añadimos que CINCO MILLONES de los trabajadores que todavía no han perdido su puesto de trabajo son contratos temporales – a lo largo de esta legislatura del PLENO EMPLEO la contratación indefinida prácticamente ha desaparecido, según afirmaciones de Cándido MENDEZ, secretario general de U.G.T. – ; otros CINCO MILLONES de los contratos indefinidos lo son de conversión, con derechos recortados respecto a los denominados ordinarios; DOS MILLONES Y MEDIO lo son con jornada parcial; UN MILLON SEISCIENTOS MIL están en situación de subempleo, esto es, sin que se les reconozca la cualificación y la experiencia profesional o la formación y su titulación; otro MILLON Y MEDIO están con salario por debajo del mínimo interprofesional; el salario de las mujeres es, como media, un 30 por ciento menor que el de los hombres para el mismo trabajo realizado; DOS MILLONES Y MEDIO están en la economía sumergida, sin ningún tipo de derecho; más de TRESCIENTOS MIL titulados universitarios contratados como becarios, pero realizando trabajos idénticos al resto de los titulados; MILLON OCHOCIENTOS MIL de parados reales no están reconocidos estadísticamente; un MILLON TRESCIENTOS MIL de parados, estos reconocidos estadísticamente,  no cobran prestación de níngún tipo; al menos OCHO MILLONES de asalariados están fuera de la negociación colectiva, y así sucesivamente.

Sin embargo, a pesar de esta dramática y precaria situación que sufre en exclusiva la clase trabajadora española, los llamados sindicatos mayoritarios, mucho mejor las cúpulas de los mismos – entre CC.OO. y U.G.T. ni siquiera alcanzan el 10 por ciento de la afiliación -, los únicos que negociaron y firmaron todo tipo de acuerdos y reformas sobre el mercado laboral, en la mayoría de las ocasiones en la más absoluta clandestinidad a espaldas de los trabajadores, que han llevado a la situación descrita, ahora se esconden para tratar de eludir sus propias responsabilidades y desde sus madrigueras tienen la desfachatez de afirmar “cariñosamente” que no hay condiciones para ir a una HUELGA GENERAL contra la política económica del gobierno que mayor daño está causando al conjunto de los trabajadores en todo el periodo llamado democrático. En efecto, tal y como reclamaban los trabajadores asturianos en GIJON, ¿ Dónde están aquellos sindicatos que, liderados por Marcelino CAMACHO y Nicolás REDONDO,  llegaron a representar la heráldica más hermosa de la transición española, dejando evidencia humana y política de la llegada de una izquierda que tal parecía que nunca se había marchado ? ¿ Qué fue de aquellos sindicatos de los años setenta y ochenta que, habiendo emergido con gran poderío y extensas bases sociales, siempre estaban al servicio de los trabajadores y nunca para servirse de ellos al estilo más repugnante y grotesco de los “pandilleros” del CHICAGO caponesco de los años 20 ?

Por supuesto, aquella izquierda real iba muy en serio – era de carne y hueso -, y, claro, aquello no le gustaba a nadie de “los de por arriba”, ni tampoco a la izquierda oficial que hoy tratan de representar groseramente los hijos del franquismo bajo las siglas de aquel PSOE tan canallescamente secuestrado en la localidad francesa de SURESNES. Lógicamente, con aquellos sindicatos de la dimensión y la elocuencia de CC.OO. y U.G.T. no era posible la existencia de una izquierda convencional y ocasional como la que vienen representando los Zapatero, Pepiños, Zerolos, Aidos , Pajines y demás componentes de la “camada”. Por lo tanto, después de las huelgas generales que se libraron contra las políticas económicas desarrolladas por los gobiernos felipistas del PSOE, se decidió debilitar aplastar, diría yo – a la izquierda real que tenía un poder tan político como social y se comenzó por la “jubilación anticipada” de Marcelino CAMACHO y Nicolás REDONDO, hasta llevar a cabo una renovación hacia atrás que trajo como consecuencia la actual desmovilización y desarme donde se encuentra inmersa la clase trabajadora española. La estrategia consistió, en primer lugar en la división de los trabajadores entre jóvenes y viejos al aceptar ambos sindicatos – para este viaje, desde luego, no era necesario ningún tipo de unidad sindical – contratos diferenciales y jubilaciones anticipadas que predispusieron favorablemente a los nuevos trabajadores jóvenes de los “contratos basura” del felipismo y compraron la conciencia de la generación mayor. En segundo lugar, el gobierno y las grandes y medianas empresas, tanto públicas como privadas, comenzaron a ingresar miles de millones de pesetas en las arcas del aparato sindical – en el último año de 2008 se embolsaron entre CC.OO. y U.G.T. la cantidad de 437.168.134,02 euros procedentes de los Presupuestos Generales del Estado ( aquí no se computan las cantidades procedentes de Comunidades Autónomas que, como la de Andalucía les ingresó oficialmente la cantidad de 265 millones de euros para el periodo 2004-08, ni tampoco las de los ayuntamientos y empresas que nos ocupará otro capítulo específico ” LOS BIEN PAGAOS …”) -, creando así una extrema dependencia del Estado y de la Patronal. En tercer lugar, se creó una burocracia sindical que centralizó su estructura en la toma de decisiones, quedando anulada cualquier participación de los trabajadores en las mismas, donde los llamados “líderes sindicales” aceptaron la ideología de la “inevitalidad” del capitalismo de mercado libre y abandonaron todo esfuerzo por elaborar una alternativa política anticapitalista, aceptando la lógica del “mal menor” que, además, les permite vivir como eso…, como auténticos PANDILLEROS SINDICALES  de los tiempos de Al Capone en CHICAGO.

Así, de esa manera, los sindicatos mayoritarios – CC.OO y U.G.T. – quedaron transformados en meras corporaciones de tipo franquista para administrar los asuntos sociales del Estado, como la aparentemente “formación profesional” o la organización de excursiones, entre otros. Es decir, que estos autodenominados sindicatos de clase ya no se movilizan aunque se caiga un obrero del andamio todos los días – ya no corren ningún riesgo: las empresas de la construcción han cerrado y los trabajadores están en las colas del PARO o en los comedores de CARITAS -. ¿ Quiere ello decir que los sindicatos de clase ya no son necesarios en España ? En absoluto, no sólo en España sino en el mundo entero se impone un SINDICALISMO FUERTE Y POTENTE, necesario para corregir los excesos y alegrías de esas políticas liberales y socialdemócratas en todos los andamios de la vida, donde las soluciones para los trabajadores vendrán de ellos mismos, de su capacidad de organización y acción colectiva, tanto en el plano político como en el estrictamente económico. ¿ Comenzamos por recuperar aquellas reivindicaciones históricas de la clase trabajadora, hoy olvidadas en el baúl de los recuerdos ? La CRISIS también abre a la izquierda real, la de los trabajadores, unas oportunidades impensables. ¿ Qué tal si empezamos a reivindicar la reducción de la jornada laboral para repartir el trabajo y a luchar por el control obrero de las fábricas ? ¿ Ponemos sobre el tapete la nacionalización de los sectores básicos de la economía, incluyendo esa banca que trata de recuperarse con el dinero de los trabajadores, entre otros contribuyentes españoles, para seguir robando el dinero que luego guardan en esos otros “escondrijos” de los paraisos fiscales ?

ANTON SAAVEDRA

 

 

Anuncios

Acerca de ANTON SAAVEDRA RODRIGUEZ

Hola a todos, soy Antón Saavedra y vivo en la cuenca minera asturiana del Nalón. Nacido en Moreda de Aller, (Asturias) el 30 de mayo de 1948, desde la edad de cinco años vivo en la barriada minera de La Juécara (LANGREO). Allí, en la Academia Mercantil de La Felguera (Frailín) cursé mis estudios de bachillerato por libre, y a la edad de 20 años, después de haber sido despedido de Constructora Gijonesa, Duro Felguera y Montajes de Ciaño por motivos sindicales, empezé a trabajar en la minas de Hunosa (Pozo Fondón) con la categoría de ayudante barrenista hasta el año 1974 que pasé a desempeñar el cargo de Graduado Social en el Grupo Siero (Pumarabule y Mosquitera). Posteriormente me licencié en Relaciones Industriales por la Universidad de Alcalá de Henares, y actualmente curso estudios para la licenciatura de Ciencias Políticas. Afiliado a la UGT y al PSOE en los inicios de los años 70, fui secretario general de la Federación Estatal de Mineros de UGT (1976-1989), vicepresidente de la Internacional de Mineros (1978-1990), y miembro del Comité Ejecutivo Confederal de UGT (1976-1988).Desde 1986 hasta 1994 ocupé un lugar en la Mesa del Comité Consultivo de la Comunidad Europea del Carbón y del Acero (CECA) en representación de España. Durante este periodo participé como ponente en varios congresos y conferencias sindicales a nivel internacional, actuando en nombre de los trabajadores españoles ante la OIT, siendo autor del libro-informe publicado bajo el título “EL CARBON:UNA ALTERNATIVA A LA CRISIS ENERGETICA”, que fue asumido por unanimidad de los miembros de la CECA como ponencia base en el debate sobre la politica energética comunitaria en 1991. Entre los años 1991 y 1998 fui diputado del Partido de Acción Socialista (PSOE histórico) en el Parlamento Asturiano por las lista de IU, así como miembro de sus respectivos comités ejecutivos federales. Soy autor de “SECUESTRO DEL SOCIALISMO” y “EL HEREDERO DE SURESNES” de muy recientísima aparición.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s